Autor:

Torsten Pettersson


Serie: Harald Lindmark; 1

Lugar: Barcelona
Editorial: Grijalbo
Año de publicación: 2011
ISBN: 9788425346989
Título original: Ge mig dina ögon

Idioma: Castellano
Formato: eBook
330 visitas
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 2,00 out of 5)
Cargando…
Scan the QR Code

 

Una serie de atroces asesinatos tiene conmocionada a toda Finlandia; los cuerpos aparecen con los ojos arrancados y una letra grabada en el estómago…

El comisario Harald se enfrenta al caso más difícil de su carrera: en un apacible paraje de la ciudad de Forshälla, en Finlandia, ha sido hallado el cadáver de una mujer joven, sin ojos y con una ‘A’ grabada en el estómago. A este cadáver le siguen otros dos que presentan mutilaciones similares.

El veterano policía, famoso por meterse en la piel del asesino más allá de los límites de lo razonable, solo cuenta con una pista: unas cartas halladas en casa de las víctimas donde éstas confiesan sus secretos más íntimos, sus culpas y sus pecados. Cuando él también recibe una carta, la trama da un giro inesperado que conducirá al desconcertado lector a descubrir al asesino, antes que el propio comisario Harald, en un sorprendente final.

 

MI OPINIÓN

Este es un claro ejemplo de que una novela policíaca, por ser nórdica, no tiene que ser buena necesariamente.

El argumento es bastante corriente: asesinatos en serie, con componente sexual y arrancadura de los ojos de los cadáveres.

En seguida se adivina quién es el asesino, más por intuición y veteranía en la lectura de este tipo de novelas que porque la investigación lleve a ninguna conclusión.

La investigación no vale nada, es bastante chapucera, y si no fuese porque el comisario protagonista encuentra, de casualidad, relatos autobiográficos de las víctimas, no se solucionaría el caso.

Lo más original de la novela es la forma en que se narra la historia, pero para mí no funciona: es una mezcla de informes escritos por el comisario, transcripción de la grabación de las reuniones que mantiene el equipo de investigación (sólo diálogo, sin indicación de quién está hablando en cada momento, descripción de los ruidos ambientales…) y narración normal en otras ocasiones, sin que se sepa quién es el narrador.

Conclusión: terminé de leerla para confirmar la identidad del asesino, pero no me enganchó en ningún momento y me salté bastante lectura superflua.

Totalmente prescindible.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies